EUA se lleva un valioso empate ante México.

En partido correspondiente al Hexagonal Final y de cara a la Copa Confederaciones, México termino empatando con un 1-1 de alarido ante Estados Unidos, donde dos golazos por parte de ambos conjuntos, animaron un buen juego en la cancha del Estadio Azteca. México llegó a 14 unidades en el Hexagonal Final de la CONCACAF, sacándole seis puntos a Costa Rica que es el segundo lugar.

Ambos conjuntos comenzaron con intensidad, donde incluso Carlos Salcedo, siguió de a gratis en el partido tras un par de duras entradas que eran mínimo de tarjeta amarilla. Sin embargo, el equipo azteca se vio sorprendido en el minuto 5’, cuando un error de Javier Hernández al intentar retrasar el balón, le permitió a Michael Bradley entrar embalado rumbo al arco para sacar una joya de disparo casi desde media cancha y techar a Ochoa, para poder hacer el 0-1. El gol fue un balde de agua fría para el combinado nacional, que tardó en reponerse y recuperar el dominio.

Luego del minuto 10’, México respondió cuando “Jona” dos Santos, saco un remate que se fue apenas por un lado. Al minuto 15’, en un mano a mano del “Chicharito” con Guzan, a pase de Vela, el mexicano logró techar el esférico que se fue por un costado, aunque en el contacto del arquero estadounidense con el delantero mexicano, hubo contacto de penal. La omisión del árbitro, hizo estallar el Azteca que exigía la pena máxima y que no se marcó.

Tras esa polémica jugada, al minuto 23’, apareció la magia de Carlos Vela, cuando en una jugada que comenzó con un rápido saque de Ochoa, Chicharo recibió en media cancha, se quitó a un jugador norteamericano y toco a Vela, que desde la banda derecha se fue acomodando, recorto para llegar a la media luna y definió con un soberbio disparo potente, para poner el balón a la izquierda de Guzan. Tras ese golazo, el estadio estalló en júbilo y le devolvió la confianza al Tricolor en la recta final de primer tiempo.

Estados Unidos cerró sus líneas y se dedicó a buscar el contragolpe, logrando aguantar el marcador que ya no se movió y mando al descanso a ambos equipos empatados. El arranque de la segunda parte fue lento, con muchos errores en las salidas y poca claridad al frente. México carecía de idea y el conjunto de “las barras y las estrellas”, iba creciendo de a poco. Los últimos quince minutos el partido se volvió de alarido, comenzando con un tiro libre de Herrera, que tras un derechazo espectacular, el balón reventó el poste izquierdo de Brad Guzan.

Bradley fue quien respondió cuando volvió a intentar de media distancia, estrellando el balón en el palo izquierdo de Ochoa, quien se lanzó para la foto y adornar más el intento del mediocampista rival. Aquino tuvo una oportunidad importante con un centro a segundo poste que no logró rematar con dirección a la portería, enviando el balón por un lado. El equipo de Osorio empezó a caer en desesperación, pues la falta de claridad anuló sus oportunidades y fue en escalada, mientras que Estados Unidos, se dedicó a aguantar el marcador.

El empate fue el resultado final en el Estadio Azteca, dándole un punto a cada uno que los mantiene dentro de la zona de clasificación al Mundial de Rusia 2018. El Tri, prácticamente clasificado al máximo certamen a nivel de selecciones, le restan dos juegos en casa y dos de visita, mientras que Estados Unidos tiene un margen de error mínimo al ubicarse cerca de la zona de repechaje.

https://youtu.be/tuz5KfPLAE0

ALINEACIONES

MÉXICO: Guillermo Ochoa; Héctor Moreno, Oswaldo Alanís (31’ Jesús Gallardo), Diego Reyes, Carlos Salcedo, Marco Fabián (53’ Javier Aquino), Héctor Herrera, Jonathan dos Santos (73’ Orbelín Pineda), Carlos Vela, Javier Hernández e Hirving Lozano. DT Juan Carlos Osorio.

ESTADOS UNIDOS: Brad Guzan; DaMarcus Beasley, Geoff Cameron, Omar González, Tim Ream, DeAndre Yedlin, Michael Bradley, Kai Acosta, Christian Pulisic, Wood y Paul Arriola (63’ Darlington Nagbe). DT Bruce Arena.

Impactos: 771

Comentarios

Miguel Moreno Hernández

Poblano de nacimiento y de corazón, licenciado en comercio internacional por vocación y portero por amor a la posición.